Omega Force muestra su mejor cara tras un rendimiento irregular en los últimos meses con Dragon Quest Heroes II, la esperada secuela del spin-off de la franquicia que regresa con una entrega repleta de acción, novedades en su faceta rolera y grandes ideas que lo convierten en el mejor título que nos ha brindado el género del musou en mucho tiempo.

Ficha Técnica

Título: Dragon Quest Heroes II Desarrollador: Omega Force Distribuidor: KochMedia Número de Jugadores: 1 Plataformas: PlayStation 4 y PC PEGI: +12 Fecha de salida: 28 de abril de 2017 Idioma: Voces en inglés y japonés / Textos en español Género: Acción, Rol, RPG Cómpralo ya por 46,89€: Dragon Quest Heroes II

 

Desde hace unos años la serie Dragon Quest se ha asentado con rotundidad en territorio occidental. Son muchos los episodios que no han salido de las fronteras japonesas, pero por suerte, Square Enix está confiando tanto en la publicación de los capítulos principales como de las subsagas que tan buen rendimiento están consiguiendo. El principal inconveniente continúa siendo la amplia diferencia temporal entre ambos continentes, pero al menos su llegada está asegurada junto a un gran esfuerzo por localizarlos en perfecto castellano. Una gran noticia antes del gran lanzamiento de 2017 para la compañía, ya que el próximo 29 de julio se estrenará en Japón el aclamado Dragon Quest XI, entrega que todavía no está confirmada en Europa pero es posible que aterrice en nuestro país antes de finalizar el año.

Tras los recientes lanzamientos de Dragon Quest VIII para Nintendo 3DS y Dragon Quest Builders para PS4 y PS Vita, ahora vuelven los denominados “reyes del musou” con Dragon Quest Heroes II, la continuación directa desarrollada por Omega Force que en apenas un año (en Japón)  ha conseguido tomar el notable resultado de 2015 y ofrecer un producto con novedades en su vertiente jugable, además de una interesante y atractiva historia donde nos acompañan personajes más conocidos de la historia de la franquicia.

Centrándonos en sus creadores, Omega Force, Ee cierto que muchos de sus proyectos no alcanzan la máxima calidad ni cuidan todos los detalles, pero cuando tratan con cariño otros encargos de franquicias muy conocidas y tienen el apoyo de grandes editoras, el resultado es bien distinto. El propio Hyrule Warriors o la anterior entrega del título que hoy nos ocupa,  son algunos de los buenos ejemplos. En parte, el éxito y acogida de Dragon Quest Heroes viene por el magnífico diseño de los personajes gracias a Akira Toriyama, que dota a cada entrega de una tremenda personalidad y un apartado artístico digno de elogio. Todo aquel que disfrutó con su predecesor, volverá a hacerlo y todavía más con la grandiosa aventura que llega con nuevos personajes, nueva historia y un modo multijugador cooperativo para cuatro jugadores que aumenta todavía más la diversión para acabar con los cientos de enemigos que aparecen en pantalla.

Historia

Un buen día, los primos y estudiantes de caballería Lázaro y Teresa se reúnen en el reino de Botavara, lejos de su hogar en Dúnez. No tienen ni idea de que este reino está a punto de ser invadido por el ejército dunecino, comandado ni más ni menos que por su viejo amigo el príncipe César. Aquella paz que tanto había durado se va al garete y el mundo se sume en el caos. Con la ayuda de la enviada del rey supremo, los dos primos deben poner rumbo a Acordia para reunirse con el soberano supremo de los Siete Reinos, encontrar una solución y hacer que vuelva a reinar la paz. Antes de arrancar el juego, debemos elegir entre Lázaro y Teresa como protagonista del juego, donde después se incorporan personajes conocidos de casi todas las entregas de la serie, e incluso del primer Dragon Quest Heroes.

Una historia que se disfruta perfectamente sin haber jugado el anterior título, pues estamos ante un mundo completamente nuevo pese a la aparición de los clásicos acompañantes. Igualmente, la trama se nota mucho más trabajada que la del primer juego, con mayor ritmo, giros de guión muy interesantes y multitud de situaciones épicas durante el transcurso de la aventura. Es cierto que el argumento no es lo más sorprendente que hayamos visto, pero está hilado de manera perfecta y engancha durante las 30 horas que se amplía la historia principal.

Jugabilidad

Cuando probamos Dragon Quest Heroes II en las oficinas de Kochmedia antes de su lanzamiento, no habíamos comprobado todavía el cambio que ha realizado Omega Force en el planteamiento general del juego. Es cierto que en sus combates nada ha cambiado respecto al sistema, comandos y animaciones a lo que vivimos en otoño de 2015, pero esta secuela aporta nuevos ingredientes dándole mayor importancia a su aspecto rolero con grandes escenarios abiertos para explorar, mejora en la progresión de personajes y las vocaciones.

Dragon Quest Heroes II no cuenta con un mundo abierto por si mismo donde podamos movernos libremente entre todo el territorio, sino regiones independientes de un tamaño considerable donde visitar ciudades para comprar objetos y accesorios, encontrar tesoros ocultos, aceptar recados y misiones secundarias, realizar la correspondiente misión principal o simplemente perderte por la zona acabando con los enemigos y hallando todos los secretos. Esto es así ya que para encontrar ciertos eventos hay que recorrer cada punto del mapa, una característica básica en los capítulos principales de la franquicia que se implementa intachablemente aquí para conseguir una sensación de aventura que se diluía en su primera entrega.

Dragon Quest Heroes II aprende de sus errores como toda buena secuela. En la primera parte las misiones de la historia principal se limitaban a derrotar a los enemigos, proteger una zona, objeto o personaje, o derrotar a cierto jefe final. En el juego que ya se encuentra disponible desde el 28 de abril en PS4 y PC se rompe esa estructura para aportar una enorme variedad. Hay que seguir matando cientos monstruos como todo musou, pero las mecánicas de avance evolucionan notablemente con pequeñas fases de sigilo, combates en hielo resbaladizo, mazmorras laberínticas, pantanos venenosos, batallas controlando gigantes de imponente tamaño e incluso diversos puzles para resolver. De esta forma, se consigue un ritmo y desarrollo muy entretenido para el jugador, que continuamente se va encontrando nuevas situaciones y peculiaridades en el progreso de la historia, apoyándose en un sistema de combate sencillo pero directo que apenas ha cambiado, machacando botones mientras ejecutamos diversas habilidades especiales, además del modo Alta Tensión donde somos invulnerables durante un breve periodo de tiempo y desatamos una espectacular técnica definitiva.

No podemos decir lo mismo de las misiones secundarias, que tienen un planteamiento demasiado genérico y que distan mucho del nivel de las principales. Los objetivos de cada tarea no varían más allá de eliminar a ciertos enemigos, derrotar a un jefe o recolectar materiales, pero al menos si aportan buenas recompensas para el escaso tiempo que cabe dedicarles a cada una de ellas. Para finalizar con la distribución general del juego, hay que destacar el genial diseño tanto artístico como jugable de los jefes finales, divididos por fases de elevada duración, reto considerable y mecánicas y patrones de ataque exclusivos, que convierten cada enfrentamiento en único.

Las medallas de invocación de monstruos también permanecen en Dragon Quest Heroes II, pero con una pequeña variación bastante acertada en el transcurso del combate. Ahora tenemos tres tipos de medalla con efectos diferentes: Salvador, Centinela y Sustituto. La medalla “Salvador” permite invocar un monstruo que ejecuta un poderoso ataque e inmediatamente desaparece. La medalla “Centinela” trae consigo una criatura amiga que no se retira hasta que se queda sin salud. Y por último, la medalla “Sustituto” nos pone en la piel de un monstruo durante unos instantes manejándolos para utilizar sus potentes técnicas. Una novedad bastante interesante para darle un toque estratégico y hacer todavía más dinámico el transcurso del juego.

Las mecánicas respecto a otras propuestas del género apenas difieren, pero ninguno tiene tanta personalidad y carisma como los de Dragon Quest gracias a su increíble plantel de personajes. En primer lugar, se han creado cuatro nuevos héroes para la ocasión donde destaca, los dos protagonistas, los primos Teresa y Lázaro. Como ocurrió en el primer título, antes de comenzar debemos escoger quien será el verdadero personaje principal en la aventura. Aquí entra en juego el sistema de vocaciones (mago, sacerdote, guerrero, ladrón, etc.), que añade muchísimas opciones de personalización ya que cada una de ellas tiene su propio árbol de habilidades para aprender nuevas técnicas y hechizos, y manejar un amplio arsenal de armas.  Por otro lado, vuelven once héroes clásicos de diferentes episodios de la saga, cada uno de ellos con sus propias características, atributos, movimientos y armas exclusivas.

El otro gran punto fuerte novesdoso de Dragon Quest Heroes II es el modo multijugador cooperativo para cuatro jugadores, con dos modalidades distintas. En la primera de ellas, podemos solicitar ayuda a otros usuarios online para superar ciertas misiones del juego principal, o por el contrario, ser nosotros los que acudamos para salvar a otras personas. En segundo lugar y como opción más divertida y disfrutable, es montar grupos de cuatro personas para completar unas mazmorras especiales que brindan buenas recompensas, al mismo tiempo que experiencia para subir de nivel y oro para adquirir nuevo equipamiento. Igualmente, ya se ha confirmado que Square Enix va a continuar apoyándolo a lo largo de las próximas semanas con cinco DLC’s gratuitos inéditos, incluyendo misiones secundarias que profundizan más en los peculiares personajes del juego y contenidos nuevos para el modo multijugador.

Gráficos y Sonido

Gráficamente, Dragon Quest Heroes II ofrece un resultado muy parecido a su anterior entrega en términos técnico, pero su increíble apartado artístico debido al diseño de personajes de Akira Toriyama y el estilo de los escenarios lo convierten en una propuesta muy agradable a nivel visual. Los estudios japoneses siguen apostando en su país por lanzar versiones para PlayStation 3, algo que lastra el poder arriesgar un poco más en la faceta gráfica. El título también se publicó en Japón para la pequeña portátil de Sony, pero esta versión se ha obviado en Europa para apostar por su salida en PC. En ambas versiones, Dragon Quest Heroes II corre a unos estables 60 fotogramas por segundo, imprescindibles para la acción y elementos que hay en pantalla constantemente.

Es una delicia correr y buscar todos los secretos de los escenarios, pues cada nivel es un espectáculo visual fiel a los origines de la franquicia japonesa y los desarrolladores han conseguido que hasta sus spin-off derrochen la esencia de los capítulos principales. Tanto el modelado como animaciones de los personajes están muy bien trabajados, y sorprende todavía más durante las espléndidas escenas de vídeo repletas de épica y emoción. Donde tampoco falla Dragon Quest Heroes II es en su banda sonora, aspecto siempre sobresaliente en cualquier entrega de la franquicia. Esta vez contamos con composiciones de Koichi Sugiyama, todas de enorme calidad para cada situación, aunque también se escuchan algunos temas clásicos del pasado. Por último, Dragon Quest Heroes II se estrena en España con las evidentes voces en inglés y japonés, y una  impecable traducción de los textos al castellano como viene ocurriendo desde hace varios años, y ojalá se mantenga para el lanzamiento de Dragon Quest XI.

Conclusión

Dragon Quest Heroes II cuenta con todo lo que podemos pedir a una secuela. Omega Force ha lanzado esta segunda parte en un espacio de tiempo bastante reducido para lo que estamos acostumbrados a ver en la industria de los videojuegos, no obstante, ha logrado un título más grande, complejo y variado en todos sus elementos. La historia continúa siendo igual de entretenida que anteriormente, pero nos ha sorprendido gratamente por la evolución en términos de estructura y planteamiento del avance de la aventura principal. A ello debemos sumar la esencia y magia que desprenden los personajes de tal emblemática saga, que nunca baja el nivel ni en propuestas alejadas del camino central que sigue la serie con Dragon Quest XI en el horizonte. Un musou en su idea más básica, que gratamente se acerca con buenas ideas al planteamiento rolero de la franquicia principal y se convierte en quizás la mejor propuesta del género para PlayStation 4 y PC.

Author: Alejandro Altaber

Redactor en RegionPS.com desde enero de 2012

Dragon Quest Heroes II

59,95
Dragon Quest Heroes II
8.74

Historia

9/10

    Jugabilidad

    9/10

      Gráficos

      9/10

        Sonido

        9/10

          Diversión / Duración

          9/10

            Pros

            • Historia principal larga y variada. 30 horas de duración fácilmente
            • Sistema de combate que ha mejorado por las medallas y estructura de misiones
            • Increíble diseño de personajes y banda sonora
            • Modo multijugador para cuatro jugadores y las mazmorras especiales
            • Escenarios más grandes, lugares a explorar y sensación de aventura

            Cons

            • Diseño de misiones secundarias bastante pobre
            • Faltan más novedades jugables de peso
            • A muchos puede llegar a resultarle repetitivo

            Related Posts

            Análisis | Collar X Malice (PlayStation Vita)

            Análisis | Matterfall

            Análisis | Mega Man Legacy Collection 2

            Avance | Thimbleweed Park

            ¡Sorteamos un Metal Gear Solid V: The Phantom Pain y Final Fantasy XV para PS4!

            Ofertas en Amazon 15-30 de Agosto

            Comments

            Reply comment