Funcom nos presenta Conan Exiles, un juego de supervivencia sobre mundo abierto ambientado en las salvajes tierras de Conan el Bárbaro, personaje creado por Robert Ervin Howard.

Ficha Técnica
  • Título: Conan Exiles.  
  • Desarrollador: Funcom
  • Producción: Funcom
  • Distribuidor: Koch Media
  • Número de Jugadores: 1
  • Plataformas: PlayStation 4, Xbox One y PC
  • PEGI: +18
  • Fecha de salida: 8 de mayo de 2018
  • Idioma: Textos en español y voces en inglés
  • Género: Aventura – Multijugador Online
  • Cómpralo PlayStation 4 desde 44,95€: Conan Exiles

Los jugadores que nacieron en los 80 como un servidor, pudimos disfrutar de las aventuras de Conan el Bárbaro, ya sea por las películas protagonizadas por Arnold Schwarzengger, por la serie de animación que emitían a la hora de la merienda o por los cómics, que a día de hoy se siguen publicando en nuestro país. Conan es un cimmerio hijo de un herrero, nacido en una época de guerra, y en sus aventuras, las cuales están llenas de acción y misterio, narran como acabó coronándose Rey.

Historia

En Conan Exiles, encarnamos el papel de un reo que está condenado a morir crucificado por diferentes causas. Hemos sido abandonados a nuestra suerte en mitad de la nada y colgando en nuestro cuello una advertencia de que la persona que nos ayude o baje de la cruz será perseguida y condenada por este acto. Cuando parece que llega nuestro fin con los buitres cerca, aparece Conan y nos libera, brindándonos así una nueva oportunidad de vivir en este salvaje mundo.

Para sobrevivir en este mundo, tendremos que luchar, construir y dominar el mundo, ya sea en solitario en nuestro propio servidor o con aliados en el multijugador online.

Argumentalmente Conan Exiles tiene secretos que iremos descubriendo a medida que avancemos en su mundo, repleto de antiguas civilizaciones, con distintas religiones y lleno de criaturas. Conan en ningún momento es un personaje controlable, pero si hará acto de presencia en determinadas ocasiones.

Jugabilidad

Como en la mayoría de los RPG, tendremos que crearnos nuestro personaje, el cual recorrerá las vastas tierras de Conan Exiles. En el editor, que será tanto para el modo online como el offline, dispondremos de varias razas para elegir, lo cual da una personalidad y trasfondo a nuestro personaje, y también tendremos la posibilidad de elegir la religión que profesaremos, lo cual tendrán influencia en nuestro avatar. También tendremos haciendo acto de presencia a Crom, que nos dará beneficios para nuestro personaje, y si realizamos una serie de pasos, podremos invocar el avatar de nuestra religión para hacer frente a las hordas enemigas.

Nada más adentrarnos en el mundo de Conan Exiles, veremos que si no estamos lo suficientemente preparados, duraremos poco, ya que el juego no te da la menor posibilidad. Desde el comienzo nuestro objetivo y prioridad será sobrevivir, haciendo frente a las fieras y enemigos que están distribuidos por el mapa, además de otros exiliados que no dudarán en atacarnos si nos acercamos demasiado. No os frustréis en los primeros compases del juego, porque vais a morir, y mucho. Una vez comprendamos como funciona el sistema de creación de objetos y vayamos buscando materiales para crear ropa y algún objeto de defensa, porque en el juego comenzamos desnudos completamente. Al principio podremos crear un pico o un hacha rudimentaria, que además de para talar algún árbol y recoger más materiales, nos servirá como armas hasta que logremos tener acceso a algo mejor.

Es cierto que vamos a morir, y no os engañéis, para lograr sobrevivir, deberemos de pasar muchas horas picando piedra, recogiendo recursos para crear mejores armas y así poder hacer frente a los enemigos, por lo que deberemos de tener paciencia al principio de Conan Exiles. Tendremos varios niveles de dificultad, y dependiendo del elegido, el juego será más o menos condescendiente, ganando más o menos experiencia según el nivel elegido. Con la experiencia adquirida, podremos mejorar nuestras aptitudes y aprenderemos a crear nuevas armas e incluso crear una refugio donde descansar y cobijarnos.

El equipo que vayamos creando, ya sean herramientas, armas o ropa, irá viendo mermada su resistencia a medida que los usemos o recibamos golpes, cosa que hará que podamos ver como a nuestro personaje le desaparecen prendas al recibir un golpe, aunque siempre podremos entrar al menú y repararlos con los correspondientes recursos. Una de las cosas que deberemos tener muy presentes y estar atentos es a la resistencia de las armas, ya que son las que más desgaste sufren y si no tenemos cuidado, podemos quedarnos vendidos en el momento clave, por lo que deberemos de ir gestionando nuestro inventario asiduamente.

Un consejo es que aunque mueras muchas veces, no te des por vencido, podrás usar un petate cuando vayas a enfrentarte a un grupo grande de enemigos para poder reaparecer en ese mismo lugar si nos matan y no al principio del juego, cosa que nos animará a lanzarnos al combate e ir probando diferentes técnicas. La IA de los enemigos no es gran cosa, quizás sea uno de los puntos negativos del juego, ya que siguen unos patrones a los que si prestamos atención no deberían de darnos problemas, salvo que se junten varios enemigos a la vez.

A parte de las fieras y enemigos, tendremos otras amenazas en el juego, como pueden ser el hambre, la sed o las inclementes condiciones meteorológicas, que pueden llevarnos también a la muerte. Tendremos que paliar nuestra hambre comiendo gusanos, cocinando carne (ya que si la comemos cruda podemos coger una intoxicación que puede llevarnos a la muerte), la cual aumentará nuestra vida más rápidamente. Para saciar la sed deberemos de beber agua, la cual también servirá para enfriar nuestro cuerpo debido a las altas temperaturas del desierto.

Como podéis comprobar, Conan Exiles es un juego que hace hincapié en la supervivencia, a base de recolectar recursos y gestionarlo de manera sabia.

Todo lo explicado hasta ahora sobre la jugabilidad de Conan Exiles, es aplicable al modo offline para un solo jugador, pero el juego también tiene un modo online en el cual podemos trasladar las mismas sensaciones, pero con matices.

El modo online de Conan Exiles, tendremos dos opciones, Jugador Vs. Jugador o Jugador Vs. Entorno. En el primero tendremos además de protegernos de todos los peligros del mundo de Conan Exiles, de los demás jugadores y evitar ser saqueados, lo cual aumenta la dificultad pudiendo batirnos el acero con hasta 40 jugadores, y con el matiz de que si nos matan, deberemos de recolectar y fabricar todo lo que teníamos hasta el momento, ya que lo perdemos. En el segundo modo, es más asequible ya que no deberemos de preocuparnos por el resto de jugadores, ya que ni podremos atacarlos ni podrán atacarnos.

Una cosa que si deberemos de tener en cuenta, es que el personaje que creemos para el modo offline, no se traslada al modo online, y a su vez, cada vez que accedemos a un nuevo servidor deberemos de crear de nuevo al personaje, pero si entramos en un servidor en el que hemos jugado previamente, si podremos continuar donde lo dejamos. Se desconoce si esto es una medida intencionada de Funcom o se trata de un error que subsanarán en el futuro.

 

Gráficos y Sonido

Funcom ha desarrollado Conan Exiles bajo el motor Unreal Engine 4, un motor de sobra conocido por los jugadores. El juego cuenta con unos modelados de personajes decentes y unos escenarios que plasman fielmente el universo de Conan el Bárbaro. Pese a esto, el estudio tiene mucho trabajo que hacer y mucho por pulir, ya que hay diversos problemas, como la aparición de enemigos a un palmo de nuestras narices, escalar alguna torre u árbol y que el personaje se salga de los límites, etc. Pese a que se ha visto mejoría desde las versiones preview que se lanzaron para PC, es cierto que queda trabajo por hacer, ya que hay animaciones toscas, ciertos fallos que empeoran la experiencia, unas físicas poco realistas y bajadas de rendimiento. Gráficamente Conan Exiles cumple tras lo visto anteriormente, pero también puede dar más de si.

Aún así el mundo que nos presenta está lleno de detalles, con diferentes ecosistemas bien diferenciados. Los efectos de luz y la transición del día-noche junto con los efectos climáticos, si están bien recreados.

En lo referente al sonido del juego, no cuenta con las melodías originales creadas para las películas, pero el trabajo que han hecho, refleja fielmente el mundo de Conan, sobre todo el tema principal que han compuesto para el juego. El juego nos llega totalmente traducido al castellano y con voces en inglés. Los efectos de sonido cumplen sin más, y si es cierto que a veces se pueden apreciar algunos fallos de sincronización.

Conclusión

Conan Exiles es un juego que refleja la dureza del universo de Conan gracias al buen hacer de Funcom. Nos propone un juego de supervivencia en el cual no podremos encarnar al famoso bárbaro, sino que deberemos de crear un personaje y vivir nuestra propia historia.

El juego tiene algunos fallos y varias cosas por mejorar, pero si se puede apreciar el interés de Funcom en pulir el juego, ya que no tiene nada que ver con lo visto en las versiones preview.

Conan Exiles es un juego que gustará a los fans del bárbaro y a los amantes de los juegos de supervivencia.

Author: José Manuel Medina

Redactor en RegionPS.com y orgulloso de formar parte de esta familia. Amante de todo lo que tenga cables y circuitos.

Conan Exiles

44,95€
Conan Exiles
7.6

Jugabilidad

8.0 /10

Diversión

8.5 /10

Gráficos

7.0 /10

Sonido

7.0 /10

Diversión

7.5 /10

Pros

  • Una buena propuesta dentro de los juegos de supervivencia
  • Recrea fielmente el universo de Conan el Bárbaro
  • Un enorme y vasto mundo que explorar

Cons

  • Físicas y animaciones poco cuidadas
  • IA enemiga muy floja
  • Algunos fallos gráficos

Related Posts

Análisis | State of Mind

Análisis | Madden NFL 19

Avance | Shenmue I & II

Análisis | Dead Cells

Red Dead Redemption 2 impresiona en un brutal gameplay cargado de acción

Así es la PS4 Pro 500 Million Limited Edition

Comments

Reply comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.