Análisis | Godfall

Análisis | Godfall

24 noviembre 2020 0 Por Pablo Valdés

Un título con mucho potencial técnico pero que deja que desear en lo jugable, llegando incluso a lo repetitivo. Una buena apuesta que no se ha sabido aprovechar.

Tras una larga espera, nos llega PlayStation 5, una nueva consola con la que Sony, el gigante japonés, pretende poner el puño sobre la mesa con varias mejoras respecto a su predecesora, la Playstation 4.

Algunas de estas mejoras van más allá de los gráficos increíblemente realistas y una estabilidad en el rendimiento, ya que parece ser, por fin, que la compañía nipona ha aprendido de sus errores como por ejemplo, la falta de ventilación, que hacía que la PS4 se calentara en exceso, el escaso nivel de batería del Dualsock o el ruido extremo cual avión de carga a punto de despegar.

Incluso algunos detalles, que pueden no tener importancia alguna para la gran mayoría, le parecen al servidor que está escribiendo estas líneas una auténtica experiencia de nueva generación, algo que llevaba bastante tiempo pensando que si iba a ser posible en algún momento.

Este es el caso por ejemplo, de unas iluminaciones más realistas, que nos adentrarán más todavía en el entorno del título que estemos jugando, las tasas de frames por segundo más elevadas, llegando supuestamente a los 120 FPS para una experiencia de juego de lo más suave y fluida o la ansiada retrocompatibilidad, que si bien solo será con títulos de PS4 no nos podemos quejar, algo es algo, y más si nos hemos dejado una cantidad innumerable de videojuegos en el tintero, como es mi caso.

Y esto no es malo, para nada, ya que podremos disfrutar de cualquier título con las mismas prestaciones que en su plataforma original o incluso con mejoras gráficas o de rendimiento, como es el caso de Ghost of Tsushima, God of War o Days Gone, que alcanzarán los sesenta marcos sin despeinarse.

El diseño de los caballeros valorianos es increíble

Entrando en lo que todos queremos saber, en materia sobre Godfall, este nos pone en la piel de los caballeros valorianos que viven en un mundo de fantasía llamado Aperion, el cual se divide en varios territorios como el fuego, el agua, la tierra o el viento. En ellos tenemos que combatir de la manera más estratégica y divertida que se nos ocurra mediante ataques cuerpo a cuerpo gracias a las diferentes armas como espadas, martillos o lanzas, así como hacer uso de la magia y todo el poder que esta nos pueda dar.

“Embárcate en una aventura en este RPG de acción y fantasía que utiliza intensos combates cuerpo a cuerpo en tercera persona para involucrar a los jugadores en la obtención de botines, equiparse con armaduras legendarias y vencer a enemigos despiadados. Afronta misiones desafiantes que te recompensarán con botines impresionantes a medida que derrotes a los enemigos que se enfrenten a ti”. También será jugable en compañía: “Los jefes y los enemigos fueron diseñados pensando en el juego cooperativo. Presumen de habilidades especiales para contrarrestar los ataques de varios combatientes desde diversos ángulos” ha comentado su equipo de desarrollo sobre su nuevo looter – slasher.

Uno de estos puntos ha sido de lo más criticado, o por así decirlo, “confuso”, ya que no nos quedaba claro hasta qué punto era necesario el uso de conexión a internet o la adquisición del servicio de suscripción PlayStation Plus. La propia Counterplay Games salió al paso de esta confusión hace unas semanas, declarando que el título necesita de conexión a internet permanente para poder ser ejecutado y de suscripción al servicio adicional de PlayStation solo en el caso de querer jugar de manera cooperativa.

Hablando de Counterplay Games, este es un estudio de videojuegos independiente situado en California. Cuenta con un equipo de primer nivel con una visión singular para crear juegos centrados en lograr un alto nivel de dominio personal, que se basa en el apoyo de proyectos anteriores como God of War, Horizon Zero Dawn, Diablo III, Titanfall 2, Destiny 2, Evolve, Call of Duty, Overwatch y Ratchet & Clank. Con la nueva generación y PlayStation 5, han dado el salto hacia una nueva IP desarrollada en su totalidad por ellos mismos.

 

Historia

No os podemos contar demasiado sobre la historia ya que no os queremos aguar la fiesta, pero sí podemos deciros que en el fantástico mundo de Aperion, un guerrero llamado Macros, el apuesto y grandioso líder, tiene bajo el control de la mentira y el engaño a toda la población. Y aquí es donde entramos nosotros, los jugadores, en la piel de su hermano Orin, con el que tendremos que hacerle frente para bajarlo del podio de los dioses y recuperar la tranquilidad y la paz en todos y cada uno de los territorios de Aperion.

Tras una intensa y violenta disputa, Macros fue el más fuerte y consiguió derrotar a su hermano Orin, el cual aspiraba a recuperar la calma y la concordia, pero lo que Macros no sabía era que esa calma no tardaría en llegar, y no precisamente gracias a él.

La historia nos hará recorrer 4 reinos diferentes: tierra, viento, agua y fuego

En cuanto a este apartado, se nos ha hecho un poco cuesta arriba, ya que el título se torna lineal y tedioso en el argumento y a veces no sabemos hacia donde nos tenemos que dirigir, pues no disponemos de un mapa o punto de guiado, tan solo de una voz a modo de narrador, con el nombre de “Séptima Ermita” que nos va comentando cómo avanza la historia y nos indica en momentos puntuales.

Jugabilidad

La parte que más llamará la atención de los guerreros es seguramente la de los combates cuerpo a cuerpo desde una perspectiva en tercera persona de nuestro personaje. Libramos despiadadas e intensas contiendas junto a la capacidad de involucrarnos en la obtención de botines de alto valor y la posibilidad de equiparnos lo mejor que podamos con armaduras ancestrales de acaudalado poder y eficacia para derrotar a todos y cada uno de nuestros enemigos, e incluso a los más ingeniosos, ya que nos encontraremos con adversarios que cuentan con distintas habilidades y maneras de afrontar los combates.

Unos combates adictivos e impresionantes que pecan por su repetición por la jugabilidad y los enemigos

Mientras combatimos podemos realizar ambiciosos desplazamientos laterales, como si de patinaje artístico se tratase. Así mismo, podemos utilizar un escudo en caso de querer hacerlo, al más puro estilo del Capitán América, pudiéndolo lanzar contra nuestros rivales para inmediatamente traerlo de vuelta hacia nosotros. Esta capacidad nos vendrá de perlas al encontrarnos con un gran número de enemigos a nuestro alrededor. El escudo nos acompañará desde el principio hasta el final de la aventura, es decir, lo tenemos a nuestra disposición desde el minuto 1. Con él podremos bloquear golpes que estén a punto de impactarnos e incluso si pulsamos el botón de uso del escudo en el momento adecuado, podremos hacer parrys, al más estilo Dark Souls. El escudo es un gran amigo, el cual estará ahí siempre que necesitemos defendernos. Sin embargo, este cuenta con características ofensivas como la anteriormente mencionada función de lanzamiento contra objetivos cercanos, el “ataque ola” que dispersará a los enemigos por el aire, o arremeter a estos contra el suelo y terminar con un devastador golpe final en sus cabezas. De lo más violento pero agradable.

El resultado de combatir se hace adictivo y fluido, gracias a los movimientos que podemos realizar con nuestro caballero valoriano, desde remates tan potentes como la consola en sí, hasta combinaciones de piruetas y skills que harán no solo de nuestros golpes algo efectivo, sino algo impresionante y bonito de ver. Y esto para los más exquisitos que quieran grabar auténticos momentos merecidos de ser compartidos en redes sociales, para qué nos vamos a engañar.

Las clases de armas están muy diferenciadas unas de otras

Disponemos de un número de 5 clases de armas disponibles en la obra de Counterplay Games: la espada larga, las espadas dobles, la lanza, el martillo pesado a dos manos y una espada pesada a dos manos. Cada modelo de arma dispone de sus propias y únicas habilidades y corresponden a un tipo de juego o gameplay diferente, permitiendo a los jugadores escoger la que mejor se adapte a su estilo. Cada vez que avancemos por caminos desconocidos en nuestra aventura, desbloquearemos nuevas armas, que dispondrán de rasgos principales y secundarios.

No nos lo pondrán nada fácil, y más si jugamos de forma individual, porque según lo confirmado por el equipo de desarrollo “los jefes y los enemigos han sido diseñados pensando en el juego cooperativo o multijugador de hasta 3 usuarios”.

Nuestro personaje nunca estará totalmente preparado gracias a la infinidad de atributos y habilidades

En el gameplay propiamente dicho, tenemos una interfaz que nos indica varios parámetros como la salud que tenemos y las piedras de vida, es decir, una especie de botiquines que se rellenan al recoger orbes de salud y que nos ayudarán a sobrevivir antes y durante los combates, pues la barra de salud no se recupera con el paso del tiempo. Nuestro guerrero cuenta con 3 atributos o características generales: la fuerza de las armas, la vitalidad o salud máxima y el espíritu o bonificación en la recuperación de la salud mediante las piedras de vida o el porcentaje de daño por habilidad utilizada.

Orin puede equiparse con hasta 2 clases de armas diferentes, de mayor o menor nivel, según las vayamos encontrando por nuestro camino al derrotar enemigos y avanzar en la historia principal, algo más que típico en un RPG. También podemos proveernos de otros complementos que mejorarán nuestros poderes como los anillos, los amuletos o las piedras, todas con sus respectivos niveles y potenciadores únicos.

En la Ermita podremos mejorar a nuestro guerrero y desbloquear armaduras valorianas

En la obra de Counterplay Games encontramos un global de 12 armaduras valorianas, lo más legendario y eficaz  que cualquier guerrero de Aperion quisiera tener. 2 docenas de armaduras que representan a cada uno de los Arcontes, con ciertas artes exclusivas como un rasgo pasivo, una habilidad singular denominada “Furia de Arconte” y una constelación de aumentos propia.

¿Y os preguntaréis qué son los aumentos? Estos son las mejoras específicas de las armaduras valorianas (esto es un RPG, aquí se mejora todo amigos, es lo que hay). Las podremos perfeccionar gracias a la herramienta de “Aumentos”, básicamente aumentaremos, nunca mejor dicho, el poder que nos proporcionan estas corazas, colocando los aumentos que consigamos en sus respectivas constelaciones, un sistema poco gráfico de mostrar. Nunca está de más mejorar lo inmejorable.

Una sección muy importante de esta obra es la de tener la posibilidad de aumentar las habilidades de nuestro guerrero, ya sea por medio de la obtención de botines y sus recompensas o la equipación de nuevas armaduras y artículos. No es algo novedoso, destacando que en otros títulos del estilo como Marvel´s Avengers o la saga Destiny ya los hemos podido ver.

No es un título de mundo abierto, aunque sus escenarios son bastante considerables en cuanto a tamaño se refiere, por lo que nos iremos desplazando por diferentes áreas de los 4 reinos por medio de un mapa (ubicado en la Ermita) en el que elegiremos la misión que queramos hacer. Cada misión cuenta con un objetivo principal, que hace que avancemos en la historia y con otros tantos secundarios, a modo de bonificación. En el caso de habernos dejado alguna cosilla por el recorrido, podremos volver a ese mismo espacio siempre que lo deseemos, algo que no está de más para los usuarios más habilidosos.

Los escenarios nos dejan estampas espectaculares en iluminación

Gracias a la potencia de PlayStation 5 y su periférico, el mando Dualsense, sentiremos una variada cantidad de sensaciones mientras jugamos a Godfall, debido a la vibración háptica y los gatillos adaptativos. Según Keith Lee, director del título californiano, “Lo emocionante del DualSense es que tiene vibración estéreo, y la resistencia de los gatillos, así que una de las cosas que puedes crear, por primera vez, la sensación del arma golpeando otra y cómo resuena”.

Golpes de las armas aparte, también notamos en nuestras propias manos el tipo de terreno por el que estemos moviéndonos, ya sea tierra, arena o agua. Esto es algo que no podemos explicar con palabras, pues lo mejor es que cada persona lo pruebe con un mando en las manos, ya que es muy interesante y aporta muchísimo a la experiencia y ambientación del título.

Gráficos y sonido

En cuanto al apartado técnico podemos decir con total seguridad que Godfall es un portento. Este hace uso de la potencia y las capacidades que brinda consigo la PS5, consiguiendo una buena tasa de frames por segundo y una resolución 4K acompañada de la tecnología de Alto Rango Dinámico con la que podemos sentir los colores más vivos que nunca.

Podemos elegir entre 2 modos de video para la obra: un modo que favorezca la resolución 4K para ver de la mejor forma posible el esplendor y la potencia bruta de la PlayStation 5, y un modo fidelidad, con una tasa de 60 fotogramas por segundo estables con la que se disfruta aún más este Godfall, en mi opinión.

Fantasía y magia son sinónimos de colorido, al menos para mí. En sus 4 mundos podemos ver muchísimos detalles diferentes, desde cómo el sonido y los reflejos del agua aparecen a nuestro alrededor, hasta las llamas y partículas de ceniza y humo que se desprenden.

El modo fidelidad a 60 FPS es una gozada

El entorno se siente más vivo que nunca, con una inmensa cantidad de objetos en pantalla, una vegetación detallada, los pequeños bichos correteando por nuestros pies, el dinámico cielo azul que encontramos sobre nosotros… y así con un sinfín de detalles de lo más locos que hemos visto nunca en cualquier otra generación de consolas.

Cierto es que nos sentimos pequeños nada más comenzar nuestro viaje, y también al llegar a asombrosos y colosales entornos, repletos de altas columnas y paredes rocosas con unas magníficas texturas. Otro apartado que se ha beneficiado muy bien gracias a las capacidades de PlayStation 5 es la iluminación, un detalle bastante importante en este colorido título es que cuenta con el ya famoso Ray Tracing, la innovadora tecnología de trazado de rayos con la que conseguimos una iluminación y unos acabados técnicos casi realistas. En esta apartado no hay queja alguna con Godfall, es demencial lo espectacular que llega a ser en ciertos momentos.

El colosal detalle que encontramos en sus gráficos consigue maquillar para bien el resultado final de esta aventura hacia la ascensión, aunque deja un tanto que desear en cuanto a variedad de enemigos e historia se refiere, con cierta frecuencia hacia la repetición.

Conclusión

En definitiva, Godfall es un título que divierte en sus combates y que deslumbra con su excelente apartado técnico y artístico en este inicio de generación. Si bien no destaca por su historia, de la que no hemos conseguido obtener ni un ápice de profundidad, variedad e innovación, pero en algo se tenía que centrar el camino de Orin.

La obra, eso sí, es muy disfrutable si eres de los que no quieren dejarse nada en el tintero. La repetición está muy presente en la jugabilidad, los enemigos e incluso algunos entornos. Definiríamos a este Godfall como un videojuego “desaprovechado” en un principio, pero no descartamos una revolución de algunos apartados gracias a futuras actualizaciones.

Os recordamos que Godfall, la obra desarrollada por Counterplay Games, editada por Gearbox y distribuida aquí, en España, por Meridiem Games, se pondrá a la venta en 2 fechas diferentes dependiendo del país. El 12 de noviembre en países como Estados Unidos o México y el próximo jueves 19 en España y el resto del mundo, al igual que la PlayStation 5, que dispondrá de un par de versiones, con lector de discos UHD 4K y sin ella, por 499 euros y 399 euros respectivamente. Es la hora de la nueva generación. Es la hora de PlayStation 5.

 

Author: Pablo Valdés

Estudiante de periodismo y ciencias de la información. Un placer redactar en esta web junto a un gran equipo.

Twitter: @PVR1999

Godfall

79.99
7.2

Historia

6.0/10

Jugabilidad

7.0/10

Gráficos

9.0/10

Sonido

7.0/10

Diversión

7.0/10

Pros

  • Impresionante en lo técnico
  • Combates divertidos
  • La implementación del Dualsense
  • Personalización del personaje

Cons

  • Jugabilidad algo simple
  • Enemigos repetidos
  • Entornos lineales y desaprovechados
  • Escasez de modos de juego adicionales