Análisis | Oxide: Room 104

Análisis | Oxide: Room 104

31 julio 2022 0 Por Cristina Ferragut

Nos ponemos rumbo hacia al Motel Night Soul para analizar el nuevo juego del equipo independiente WildSphere. ¿Qué nos ha parecido? ¿Saldremos con vida del lugar?

Ficha Técnica

  • Título: Oxide Room 104
  • Desarrollador: WildSphere
  • Distribuidor: Meridiem Games
  • Número de Jugadores: 1
  • Plataformas: PlayStation 4, PlayStation 5 y Nintendo Switch
  • PEGI: 18
  • Fecha de salida: junio 2021
  • Idioma: español
  • Género: horror corporal
  • Cómpralo: Oxide: Room 104

 

Los fans del terror estamos de enhorabuena gracias al dilatado repertorio de títulos que se han ido lanzando en lo que llevamos de año. Grandes producciones y también desarrollo independiente parecen dispuestos a mantener al jugador en vilo con sus propuestas, cada una con su propia receta, eso sí, pero igual de espeluznantes.

El juego que hoy me trae a escribir estas líneas lleva por título Oxide Room 104, y ha sido creado por las mentes de WildSphere, responsables de Timothy Versus The Aliens, Flying Soldiers o Naught. Una obra íntima que rinde homenaje a los clásicos del cine de terror con un toque muy personal y que promete perturbar a los jugadores con escenas gore no aptas para cardíacos.

Historia

Oxide Room 104 nos presenta a Matthew, un hombre que debe acudir a un viejo motel de carretera para cerrar un ambicioso plan de negocio. Pero lo que parecía un trabajo fácil, se acaba transformando en una terrible pesadilla cuando nuestro protagonista despierta totalmente amnésico en la bañera de una de las habitaciones del Motel Night Soul. A partir de aquí, los jugadores tendrán que hacer uso de su ingenio para lograr resolver los misterios que alberga el lugar y luchar por su integridad física mientras una presencia les acecha.

 

Jugabilidad

El título se presenta como un juego de terror corporal en primera persona con mecánicas de escape room basado en la exploración y con una historia que se irá contando a través de los documentos a modo de coleccionables, que iremos encontrando y que de algún modo arrojarán algo de luz sobre los personajes y el motivo por el cual, nuestro protagonista se encuentra encarcelado en el Night Soul Motel.

Bajo esta perturbadora e inquietante premisa, Matthew despertará en la bañera del baño de la habitación 104. A partir de aquí, tendrá que recuperar sus pertenencias y encontrar la forma de abandonar la estancia, buscando entre los cajones y estanterías la llave que lo llevará al exterior. Al igual que otros juegos del mismo género tendremos un pequeño inventario donde se almacenarán los objetos que vayamos encontrando y que además podremos ampliar ganando unos cuantos huecos de más que nos serán muy útiles, sobre todo, si eres de los que les cuesta prescindir de algunos objetos. Aunque no sufráis, también encontraremos baúles repartidos por el juego donde dejar aquello que no vayamos a utilizar.

Una vez logremos salir de la habitación 104, nuestro objetivo principal será explorar con total libertad y a nuestro ritmo, cada habitación del motel en busca de documentos, consumibles, llaves y pistas que nos permitan seguir avanzando. Pero no será coser y cantar, pues el motel alberga ingeniosos puzles, trampas mortales, pero también enemigos y presencias a los que podremos combatir gracias al revolver que encontraremos en los primeros compases del juego. No obstante, y aunque a priori el uso de un arma de fuego pueda suponer una gran ventaja, deciros que el sigilo será un gran aliado en todo momento. Más que nada porque, según el tipo de enemigo necesitaremos bastante munición y no es algo que abunde demasiado en la partida. Además, hay que tener en cuenta que la mayoría de encuentros tienen lugar en las reducidas estancias del motel, por lo que será bastante habitual que el enemigo nos alcance.

Llegados a este punto, Matt podrá morir desangrado, generalmente cuando le muerda un enemigo, o bien intoxicado a través de trampas y enemigos que escupirán veneno. Por lo que será vital encontrar vendajes y antídotos si no queremos morir, de lo contrario entrará en juego uno de los personajes más macabros de la historia de los videojuegos, Doc. No quiero revelaros detalles sobre la historia y el papel que jugará este personaje, solo deciros que las escenas en la que estará presente, serán realmente desagradables. Y hasta aquí puedo contar.

Morir también será sinónimo de empezar de nuevo. Como leéis. Cada vez que Matt muera, se despertará en la bañera de la habitación 104 pero cada vez será diferente. Y con esto me refiero a que los objetos estarán cambiados de lugar y que el ambiente será cada vez más opresivo y siniestro con cada muerte. Además de aparecer nuevos enemigos en lugares donde antes no los había. Este detalle no solo aporta al gameplay un soplo de aire fresco, si no que veremos como la dificultad y la tensión van en aumento.

Oxide Room 104 puede durarnos entre 2 y 4 horas, incluso algo más, dependiendo de nuestra forma de jugar. En general no es un juego que busque ser difícil, pero sí precavido a la hora de tomar decisiones. Para poneros un ejemplo. La falta de espacio me obligó a dejar en el baúl los antídotos y poco más tarde me intoxiqué resolviendo uno de los puzles que plantea el juego. Milagrosamente llegué a tiempo al baúl para contrarrestar la toxina que consumía la salud de Matt. Fue cuestión de segundos. De haber muerto, me habría tocado empezar la partida de cero con todo lo que ello implica, es decir, buscar nuevamente llaves y objetos cambiados de lugar.

Por otro lado, el juego de WildSphere es muy rejugable gracias a los distintos finales, además si te gusta completar trofeos y logros, es probable que necesites más de una partida.

 

Gráficos y Sonido

Si bien la historia de Oxide Room 104 y su jugabilidad resultan atractivas e interesantes, hay que destacar sus acabados audiovisuales más que notables, que no hacen más que acentuar la constante sensación de angustia a lo largo de toda la partida y que de seguro, a muchos os recordará a la mítica serie Silent Hill. No hay duda que el estudio español se ha inspirado en el popular juego de Konami y otras franquicias, además de rendir homenaje a algunos clásicos del cine de terror como puede ser El Ciempiés Humano de Tom Six, entre otros.

Por otro lado, me sorprendió el contraste del escenario. Una vez el jugador sale de ha habitación 104 se encuentra en uno de los pasillos que conforman el recinto. Un decadente bloque de ladrillos y cemento de tres pisos, arropado por un manto de neblina que deja entrever las llamativas puertas carmesí de las habitaciones del motel. En un primer vistazo y teniendo en cuenta que se trata del típico motel de carretera, esperaba encontrar habitaciones con estética muy similar entre ellas, pero no ha sido así. Cada puerta esconde un pequeño escenario perfectamente detallado y con historia propia, que además cambiará según las veces que muera el jugador. Cada rincón del juego, más si cabe en cada habitación a explorar, destila amor por el buen hacer, y a pesar de que el juego se desarrolla en un único escenario, la variedad de estancias mantiene el factor sorpresa incluso cuando tenemos que empezar de nuevo en cada muerte.

En cuanto al apartado sonoro, Oxide Room 104 destaca por llegar con doblaje al español de la mano de la impecable actuación de voz de Sergi Carles (TodoJingles) en el papel de Doc, y Jorge Vigo da Silva (Kunda Da Silva) en el de Matthew. Es una gozada poder disfrutar de un juego en el idioma nativo y es de agradecer que las pequeñas producciones apuesten por ello, pudiendo invertir en otros apartados. Igual de sobresaliente son los efectos de sonido que nos acompañarán a lo largo de la partida y que nos ayudarán a sumergirnos en la experiencia de terror a través de espeluznantes sonidos y horripilantes gritos que de seguro nos podrán los pelos como escarpias.

Gráficos y Sonido

A lo largo de estos últimos años hemos podido ver como el equipo de WildSphere se ha ido labrando un camino lanzando títulos de lo más variados y que han abarcado distintos géneros, desde juegos sociales, aventuras noir de ciencia ficción, hasta plataformas. Con Oxide Room 104, el estudio granadino nos acerca, por primera vez el terror y además lo hace de forma más que notable.

Oxide Room 104 consigue a través de su ambientación y amor al detalle un juego de terror corporal estremecedor. Un hotel decadente, misterio, macabros personajes, tensión, puzles sencillos pero originales y muchas referencias a los clásicos que de seguro harán las delicias de los amantes del género. Por otro lado y aunque esporádicamente, algunas acciones son imprecisas, sobre todo a la hora de herir a los enemigos, aunque ello no merma la experiencia.

En definitiva, si buscas un buen juego de terror que te mantenga en vilo de principio a fin, Oxide: Room 104 es una excelente opción.

Author: Cristina Ferragut

Jugadora desde 1986
‘Me gustan las personas que dicen lo que piensan, pero por encima de todo, me gustan las personas que hacen lo que dicen.’

💌 cristina.ferragut@regionps.com
🎮 PSN ID: Hottarubi
📺 YT: https://www.youtube.com/user/inagameig

Oxide: Room 104

29,20€
8

Historia

7.5/10

Jugabilidad

7.5/10

Gráficos

8.5/10

Sonido

8.5/10

Diversión / Duración

8.0/10

Pros

  • Excelente ambientación
  • Doblaje español
  • Rejugabilidad
  • Puzles

Cons

  • Controles algo imprecisos