Análisis | RIDE 3

Análisis | RIDE 3

11 diciembre, 2018 0 Por Alejandro Altaber

La serie RIDE sigue mejorando con esta tercera entrega con un cambio de motor gráfico y modo carrera renovado que consolida a la franquicia como una de las más potentes del catálogo de Milestone.

Ficha Técnica

  • Título: RIDE 3
  • Desarrollador: Milestone
  • Editor: Bandai Namco
  • Número de Jugadores: 1
  • Plataformas: PlayStation 4, Xbox One y PC
  • PEGI: +18
  • Fecha de salida: 30 de noviembre de 2018
  • Idioma: Voces y textos en español
  • Género: Conducción, Motos
  • Cómpralo ya por 59,90€

 

Prácticamente se cuentan con los dedos de una mano los estudios que llevan muchos años dedicándose al género de la conducción y continúan en activo. Polyphony Digital (Gran Turismo), Turn 10 Studios (Forza) y Codemasters  (F1, DiRT, Grid) son de las pocas compañías que junto a Milestone aguantan el periodo de decadencia que sufre este tipo de títulos, siendo cada vez menos numerosos e importantes en los lanzamientos anuales.

Milestone, estudio milanés, lleva más de 20 años en la industria siendo uno de los auténticos especialistas del género de motor de dos y cuatro ruedas. Además, siempre buscan innovar para no estancarse con nuevas ideas y franquicias, encima sin bajar el ritmo de publicaciones, todos ellas de una calidad mínima notable. De hecho, RIDE 3 es el quinto juego que Milestone pone a la venta en 2018 tras Gravel, Monster Energy Supercross, MotoGP 18 y MXGP Pro, unidos de manera continua a Bandai Namco como editores y distribuidores de todos los proyectos.

Cinco títulos que han evolucionado de manera positiva respecto a anteriores entregas principalmente por el cambio de motor gráfico que ha realizado el estudio a nivel interno dando el salto al Unreal Engine 4. En lo que se refiere a RIDE 3, se traduce en un renovado apartado técnico que mejora los entornos, aumenta la sensación de realismo y modelado del amplio listado de motocicletas que hay disponibles.

Jugabilidad y Modos de juego

Antes de entrar en materia jugable, cabe hacer un pequeño resumen de los datos y cifras que incluye RIDE 3, calificado como la ‘enciclopedia de motocicletas definitiva’. Han pasado dos años desde la publicación de RIDE 2 y Milestone no ha hecho más que trabajar para superarse y ofrecer un contenido más grande y de mayor calidad. Esta nueva entrega cuenta en su lanzamiento con un total de 230 modelos de moto divididos en diferentes categorías: Naked y Heritage, 2 tiempos, Vintage, Maxienduro, Supermotard y Motos Deportivas. Todas las grandes marcas del mercado están presentes en RIDE 3, y este número aumentará superando  las 300 motos en los próximos meses pues el pase de temporada y contenidos gratuitos que llegarán paulatinamente.

Por otro lado, RIDE 3 tampoco se queda corto en cuanto a trazados y sus diferentes variantes. Milestone apuesta por las licencias y tenemos algunos de los circuitos más conocidos y emblemáticos del mundo, tanto urbanos como rutas naturales repletas de precioso parajes. Esto hace un global de 30 circuitos donde destacan Magny-Cours, Nürburgring, Monza, Donington Park, Macao, Laguna Seca o Brands Hatch, recreados al detalle gracias a la fotogrametría y al escaneado por dron, vital para recopilar toda la información de los entornos y alrededores.

Lo comentado hasta ahora es RIDE 3 en cifras, pero lo indispensable son las sensaciones, control, físicas o inteligencia artificial dentro de los modos de juego. Milestone ha pensado en todo tipo de públicos, desde los más ‘casuals’ hasta los más ‘hardcores’ del motor. Junto al nivel de dificultad que podemos escoger está la opción de activar o no un sistema de ayudas clásicos como el freno automático, visualización de la trayectoria ideal, ABS, sistema anti caballitos o rebobinado en el tiempo para evitar ciertas caídas que tengamos. Es por ello que RIDE 3 es una propuesta que cambia drásticamente según la exigencia que deseemos, y en nuestro caso, desmarcando varias ayudas y subiendo la dificultad general, era realmente complicado incluso lograr avanzar en el trazado. Poco a poco es ir encontrando sensaciones y definir el control hasta el punto idóneo para gozar de una experiencia satisfactoria a la par que desafiante.

Una vez llegas a la pista y entras en competición, optes por un estilo u otro, tienes impresiones positivas con el manejo y control de las motos. Las primeras horas son un tanto caóticas hasta que  hallas el equilibrio, pero acaban siendo disfrutables por la buena curva de aprendizaje que ha introducido Milestone. En cambio, necesita más pulido la irregular inteligencia artificial. En ocasiones ganas pruebas sin ningún esfuerzo y otras es un auténtico suplicio alcanzar la victoria pues los rivales tienen un comportamiento extraño e incluso antinaturales y no sabes por dónde te pueden salir. También entran en juego las condiciones climáticas, aunque si bien no son dinámicos y por ejemplo no existe un ciclo día-noche durante un evento largo, si pilotamos en diferentes horarios y situaciones atmosféricas. Aquí afecta la menor visibilidad de la noche o el asfalto resbaladizo y encharcado bajo la tormenta, ya que dificultad la posición durante unos segundos al salpicar el agua en la cámara.

A los estilos y opciones del sistema de control antes comentadas cabe sumarle la elaborada personalización de las motocicletas. Existen dos editores diferenciados para la faceta mecánica y la decoración visual. El editor mecánico permite modificar piezas de las motos  como los frenos, caja de cambios, neumáticos etc., mientras que el editor visual aporta variantes en cuanto al color de fondo, vinilos en 2D, diseños, efectos de pintura, etc. En resumen, más de 500 piezas personalizables para las motos y el nuevo editor de decoraciones para plasmar nuestra imaginación en incontables creaciones y compartirlas con la comunidad de usuarios de RIDE.

Pasando a los modos de juego destaca principalmente por el modo Carrera, renovado por completo incorporando ideas de otros títulos del estudio como la progresión y desbloqueo de Gravel.  La ‘historia’ arranca con 10.000 créditos y una moto gratuita para participar en los primeros eventos. Se trata de un modo bastante curioso ya que vivimos  la edición de una revista repartida en 60 volúmenes entre eventos normales, especiales y de temporada separados por temática, tipos de moto o tipos de circuito.

Estos eventos se desbloquean gradualmente  tal y como sumemos buenas puntuaciones y victorias a nuestro palmarés consiguiendo créditos, reputación y nuevas motos.  También tenemos otros modos  clásicos de Carrera Rápida, Contrarreloj, Online, Carrera de Aceleración y los denominados Retos Semanales de pruebas específicas donde hay que superar o batir un tiempo con una moto concreta.

Gráficos y Sonido

Milestone ha abandonado en todos sus desarrollos el ya obsoleto motor gráfico Yebis3 para dar el salto al Unreal Engine 4, todo un ‘engine’ de nueva generación que usan los estudios más punteros. Y la evolución es más evidente cuando comparas RIDE 2 (2016 usando el Yebis 3) y RIDE 3 (2018 usando el Unreal Engine 4), especialmente en la recreación de los circuitos y motos, calcadas en todo detalle y presentando un acabado magnífico en todos los aspectos.

Donde falta más trabajo es en los elementos decorativos que dan vida al juego, es decir, texturas de la vegetación, público o edificios. Otras obras del género han demostrado que el resultado puede ser extraordinario y aquí se nota un poco de desgana en lo que queda fuera del trazado. El rendimiento, en nuestro caso analizando la versión de PS4 Pro, ha sido estable en todo momento aunque bien es cierto que estas consolas disponen de dos alternativas para primar framerate o la resolución.

Finalmente, en lo sonoro RIDE 3 cuenta con hasta doblaje al español, eso sí, tampoco hay muchas voces durante todo el transcurso de la partida pero se agradece el detalle y esfuerzo por localizar el título. La banda sonora es otro tema, que si bien no tiene temas licenciadas, todas las pistas son más que correctas al igual que el rugir de los motores de las 230 motocicletas.

Conclusión

RIDE 3 es una grata sorpresa para el género y una demostración de la evolución que está teniendo Milestone en los últimos meses. Era necesaria una adaptación a la tecnología actual y poco a poco los proyectos del estudio italiano van alcanzando una calidad superior. Es cierto que les falta pulir elementos gráficos, pero el contenido de lanzamiento de RIDE 3 es una auténtica pasada, más el pase de temporada y DLC’s gratuitos previstos para las siguientes semanas. El control y ‘felling’ pilotando es muy satisfactorio por los diversas opciones jugables, y todo esto se vuelca directamente en el renovado modo carrera y sistema de progresión que dan al usuario muchas horas de juego.

Author: Alejandro Altaber

Redactor en RegionPS.com desde enero de 2012

RIDE 3

59,95
RIDE 3
8.1

Jugabilidad

8.0 /10

Modos de juego

8.0 /10

Gráficos

8.0 /10

Sonido

8.0 /10

Diversión/Duración

8.5 /10

Pros

  • Enorme cantidad de motos y circuitos más las que llegarán próximamente
  • Completa personalización con editor visual y mecánico
  • Genial cambio al Unreal Engine 4
  • Opciones jugables, niveles de dificultad y reglajes

Cons

  • Se echa en falta multijugador local
  • Poco trabajo en el decorado de los circuitos y detallado de pilotos