Análisis | Sherlock Holmes: Chapter One

Análisis | Sherlock Holmes: Chapter One

21 noviembre 2021 0 Por Alejandro Altaber

Descubirmos los primeros pasos como detective de Sherlock Holmes en la entrega más completa, con altísima cantidad y variedad de contenidos, y demostrando una notable evolución en su planteamiento.

Ficha Técnica

  • Título: Sherlock Holmes: Chapter One
  • Desarrollador: Frogwares
  • Editora: Frogwares
  • Número de Jugadores: 1
  • Plataformas: PS5, Xbox Series X/S y PC. PS4 y Xbox One en 2022
  • PEGI: +16
  • Fecha de salida: 16 de noviembre de 2021
  • Idioma: Voces en inglés y textos en español
  • Género: Aventura, Acción, Investigación

 

Una vez solventados todos los problemas con su antigua editora, Frogwares ha encauzado un nuevo rumbo tomando las riendas de todos los derroteros en el desarrollo, producción y lanzamiento de sus videojuegos. En los últimos años han sufrido problemas legales con Focus Home por la finalización del acuerdo de edición retirándose los juegos de diversas plataformas digitales, y posteriormente acusó a Nacon de piratear The Sinking City, hackear el código y cambiarlo con el objetivo de subir el juego ilegalmente a Steam. En resumidas, multitud de litigios y trabas legales que seguramente habrán afectado a nivel interno en la cúpula directiva, y por consecuencia, en los propios desarrolladores.

Centrándonos en lo importante, el estudio ucraniano lleva más de 15 años creando títulos basados en el emblemático detective británico, alternando también con otras obras siendo The Sinking City el más reciente. Eso sí, nunca han dejado de lado la esencia del estudio y las mecánicas de exploración e investigación siempre han estado presentes en sus juegos. Sherlock Holmes: The Devil’s Daughter y Sherlock Holmes: Crimes & Punishments fueron los últimos episodios de la saga obteniendo unas críticas más que notables aun sin estar exento de errores, y ahora con Chapter One dan un paso adelante viajando al pasado para mostrar los inicios del detective en una aventura que abraza el mundo abierto y que convence por la multitud de posibilidades y situaciones jugables.

Historia

Sherlock Holmes: Chapter One sirve como precuela de la serie y nos presenta un joven Sherlock al borde la vida adulta, y muy perspicaz, ingenioso y sesudo en sus análisis, pero todavía demasiado arrogante sin valorar los peligros en los que se adentra. Ambientado en el siglo XIX, la historia del juego nos traslada hasta la vibrante isla de Cardona ubicada en pleno Mediterráneo y donde su madre murió de tisis cuando todavía era un niño pequeño.

Corrupción política, crímenes habituales, grandes tradiciones aferradas entre la población y animadversión hacia los forasteros. Multitud de secretos escondidos por los isleños, e incluso algunos relacionados con la muerte de la madre del joven Sherlock, que habrá que ir investigando y resolviendo con la imprescindible ayuda de tu mejor y único amigo.

Antes de John Watson hubo otro Jon, pero ¿quién es en realidad? Un amigo imaginario de la infancia que siempre irá acompañándonos aportando pequeños toques de humor, chinchando a Sherlock e incluso retándolo con ciertos desafío durante nuestras averiguaciones, además de una implicación directa en la trama que aquí no vamos a destripar.

En total son unas 12-15 horas de aventura principal que se amplían con suma facilidad gracias a la introducción de mucho más contenido mediante casos secundarios a resolver para la policía, que otorgan recompensas en forma de dinero para gastar en la tienda e ir progresando en los recuerdos del protagonista,

Jugabilidad

Sherlock Holmes: Chapter One es una propuesta que demuestra todo lo que Frogwares aprendió durante el desarrollo de The Sinking City. El estudio ucraniano ha llevado la estructura de juego del survival horror a la serie detectivesca, es decir, han aunado las conocidas aventuras de resolución de puzles y casos con el mundo abierto, firmando así su título más grande hasta la fecha.

Sherlock Holmes: The Devil’s Daughter y Sherlock Holmes: Crimes & Punishments ofrecían más bien casos independientes con escenarios delimitados, y esta precuela va un paso más allá dotando la exploración de mucha más libertad permitiendo explorar a nuestras anchas de los diferentes barrios de la isla de Cardona. En este sentido bebe directamente del anteriormente nombrado The Sinking City, pues para encontrar un determinado lugar hay que abrir el mapa y guiarnos por los nombres de las calles y del barrio. No obstante, dicha idea se ha pulido y redefinido para ser más clara para el usuario. Asimismo, tampoco faltan los puntos de viaje rápido para trasladarse de forma directa a puntos ya visitados en anterioridad.

Somos conscientes de las limitaciones presupuestarias que existen en este tipo de producciones  y es fácil colocar Sherlock Holmes: Chapter One como un título AA, aun así se han atrevido con un mundo abierto que desprende vida en todos sus rincones con multitud de transeúntes paseando deseosos de darnos información relevante sobre los casos, músicos callejeros que aportan esplendor a las calles, policías vigilando, callejones donde saltamos al combate, etc.

A ciertos jugadores les puede resultar que falta interactividad con objetos y elementos del escenario, no obstante Sherlock Holmes: Chapter One es un juego donde no se presenta todo de forma mascada, sino que hay que pensar, obtener pistas, explorar la ciudad, etc. Aquí no hay un marcador de misión con los metros restantes hasta su llegada, al contrario, se limitan los iconos visuales para meterte de lleno en el papel y sentirte un verdadero detective.

Frogwares ha continuado implementado la experiencia adquirida implementado una característica poco explotada en la saga, el combate.  Tanto es así que hasta existe la posibilidad de omitir al completo los enfrentamientos y tiroteos, opción que es incluso modificable una vez arrancada la partida. Sherlock Holmes nunca ha sido conocido como un frió asesino, y en sus comienzos no iba a ser menos, por ello los creadores han ido un paso más allá convirtiendo los tiroteos casi en un puzle o en QTE, disparando sin intención de matar (aunque también es posible causar bajas, conllevando la correspondiente consecuencia directa en la aventura). La forma de acabar con los enemigos es apuntar a los puntos débiles, objetos del escenario como cañerías, barriles u otros objetos que puedan servir como trampas que acaben incapacitándoles.

Al fin y al cabo el objetivo principal es detener a los maleantes, no matarles, y se agradece la original decisión diseñada por Frogwares para resolver este aspecto del juego. Eso sí, cabe reseñar que el sistema de combate tanto cuerpo a cuerpo como a distancia mediante el revólver no pasa del aprobado raspado, y aquellos que busquen acción y coberturas en tercera persona disponen de mejores alternativas como podría ser la trilogía Mafia, cuya ambientación sería algo similar. Por suerte, el pilar fundamental de Sherlock Holmes: Chapter One es la faceta detectivesca y ahí encontramos una grata profundidad jugable e interesantes mecánicas para su ejecución.

Gráficos y Sonido

Frogwares continúa mejorando en el tema técnico mediante la utilización del Unreal Engine 4, y donde mayor partido saca es en el apartado artístico. The Sinking City presentó una estética formidable por las tonalidades lúgubres y una oscura ambientación, unido a un deficiente rendimiento en consolas, algo que se repite al dedillo. Sherlock Holmes: Chapter One sorprende por e increíble diseño del joven detective, las influencias mediterráneas en la construcción de la isla de Cordona, el modelado de los NPC’s y el acabado de los exteriores e interiores de las edificaciones del siglo XIX, no obstante, el salto al mundo abierto en la franquicia conlleva una clara falta de optimización y bajadas en el framerate al explorar por amplios escenarios. Esto último esperemos que se solvente más pronto que tarde con actualizaciones.

En nuestro caso hemos probado la versión de PS5, aunque el juego también está disponible ahora mismo en Xbox Series X/S y PC. Igualmente, está planeado que a principios de 2022 vea la luz en PlayStation 4 y Xbox One, ediciones que han preferido aplazar para ofrecer la mejor experiencia. Pese a las buenas intenciones y numerosos aciertos comentados en el párrafo anterior, al final las limitaciones humanas y presupuestarias son evidentes y la obra acusa una falta de pulido en las animaciones faciales, comportamiento clónico de los NPC’s, texturas que desentonan y algunos problemas de popping.

Y solo nos queda el apartado sonoro, soberbio por la perfecta elección de las voces del doblaje al inglés. Alex Jordan vuelve a ser el actor que pone voz a Sherlock Holmes ediante una soberbia actuación durante todo el juego, acompañado por un gran papel del resto de personajes principales que tratan con maestría el acento británico y las costumbres de la época en la que se ambienta la obra. Y como viene siendo costumbre en la serie, todo ello acompañado de una impecable traducción de los textos al español para no perderte nada de la faceta narrativa. Pone el cierre una banda sonora que sin destacar por encima del resto de elementos cumple su papel con unas melodías bien escogidas para la ambientación y tono de la aventura.

Conclusión

Muchos temíamos por el futuro de Frogware tras los múltiples traspiés sufridos lejos de sus lanzamientos. Pese a sus indiscutibles fallos, The Sinking City no fue un mal título y ha servido al estudio para hacer evolucionar la estructura jugable de Sherlock Holmes. Regresar al pasado y contar los orígenes del detective ha sido una grata decisión, al igual que la introducción de un mundo abierto con gente con la que interactuar, casos secundarios que cumplir y calles que explorar en busca de secretos.

La investigación sigue rindiendo al nivel de siempre y el punto más controvertible es el combate y la introducción de pequeñas fases de tiroteos, que se pueden desactivar si lo deseamos. Originales en la teoría al resolverse como un pequeño puzle, pero olvidables en la ejecución por la falta de pulido en las mecánicas. Y esa falta de delicadeza aparece también en la presencia técnica por un rendimiento que denota una optimización que debe mejorar mediante actualizaciones.

Y por último, quizás el mayor contratiempo para los jugadores más tradicionales es la actual ausencia de ediciones en formato físico. Al perder las potentes editoras que acompañaron los últimos juegos, los ucranianos han tenido que soportar toda la carga de trabajo y ocuparse por sí mismo de todas las fases de cualquier lanzamiento. Esto ha conllevado publicar Sherlock Holmes: Chapter One únicamente en las plataformas digitales, y deberemos esperar a una futurible versión física. Mientras tanto, ya es posible adquirir el juego en PS5, Xbox Series X/S y PC, y es una entrega que ningún fan de la saga debería dejar pasar.

Author: Alejandro Altaber

Redactor en RegionPS.com desde enero de 2012

Sherlock Holmes: Chapter One

44,99€
8.2

Historia

8.5/10

Jugabilidad

8.0/10

Gráficos

8.0/10

Sonido

8.0/10

Diversión/Duración

8.5/10

Pros

  • Atractivo argumento, la relación con el nuevo Jon y muchos casos interesantes por resolver
  • La Isla de Cordona, fantástica ambientación, construcción y dirección artística
  • El salto al mundo abierto y la libertad para explorar
  • Contenidosecundario de calidad para ampliar la duración principal de 12-15 horas

Cons

  • Mejorable rendimiento, sufriendo principalmente en el mundo abierto
  • Tiroteos irregulares